Los IRS nuevo palo a la crisis española

Los IRS un nuevo fantasma sobre la economía española ya han costado 3.400 millones de Dólares $ a Italia

El IRS o Interest Rate Swap son contratos de derivados en los que dos agentes económicos acuerdan intercambiar flujos monetarios, expresados en una o varias divisas, calculados sobre diferentes tipos o índices de referencia que pueden ser fijos o variables, durante un cierto período de tiempo.

La explicación a groso modo de un IRS es la siguiente. Una entidad, como podría ser España contrata a otra que por ejemplo podría ser Morgan Stanley una IRS de una cantidad de su deuda, como podrían ser 1500 millone de Euros durante por ejemplo 30 años. Este contrato implica que si España tiene que mantener esta deuda a un precio muy por debajo de su valor en mercado, Morgan Stanley recibe un pequeño beneficio, y si España paga esa deuda por encima de un valor de mercado acordado, Morgan Stanley cubre las diferencias.

Interest Rate Swaps Currency Swaps o IRS

De esta forma la deuda soberana no se paga demasiado por encima de unos valores perjudiciales para la economía. Esto es una gran ventaja para los paises y las entidades que necesitan financiación.

El gran problema llega cuando mantener un contrato IRS no es rentable para una economía. Es posible que el coste de un contrato IRS no sea rentable, por lo que la parte que lo contrat lo de por terminado pagando las cláusulas de finiquito pertinentes. El primer caso de finiquitación de un gran contrato IRS por parte de un país ha sido por un coste de 3.400 millones de $ Dólares por parte de Italia con la firma Morgan Stanley. Ver noticia.

Las clausulas ATE y Break el problema de fondo en forma de letra pequeña

El verdadero problema viene del por qué se pagan estos 3.400 millones de Dólares finiquitando el contrato IRS. Los contratos no sólo pueden ser cancelados por parte del gobierno con estas devoluciones millonarias. Existen las llamadas cláusulas ATE (Alternative Termination Event), que dan la oportunidad a la entidad inversora la oportunidad de terminar unilateralmente el contrato IRS si se cumplen determinadas circunstancias.

En este caso concreto es más que plausible que Morgan Stanley haya terminado directamente el contrato con el pertinente cobro de esos 3.400 millones de Dólares, evitando esí la exposición a futuras pérdidas y recibiendo de paso una jugosa inyección monetaria. Origen de la noticia.

Junto a estas cláusulas existen también las llamadas cláusulas Break clauses, cuyo funcionamiento es similar y gracias a las cuales las entidades de inversión pueden cancelar su exposición a las deudas soberanas de forma unilateral. Todas estas cláusulas están ligadas al Rating del país o de la Comunidad Autónoma que las contrate.

España en grave riesgo de tener que pagar miles de millones en los próximos meses

Como podemos ver en esta imagen, sólo en Morgan Stanley España tiene una 1390 millones en IRS. En un informe que tan sólo aparecen los datos de naciones soberanas y no de las propias comunidades autónomas, cuya suma de todas ellas podría duplicar esta cifra y cuya exposición a los IRS se desconoce de la misma forma que se desconoce el total de la exposición de España a los IRS. Cabe recordar que España tiene cerca de 116.000 millones de Euros en vencimientos sólo para este año.

El gran riesgo viene de que según las previsiones el Reting tanto de CCAA como de España va a bajar considerablemente, con lo que los bancos de inversión podrían empezar a ejecutar dichas cláusulas en serie llevando al país a la quiebra en una maniobra del sálvese quien pueda. Según algunas estimaciones España podría tener que pagar de forma inesperada la cifra de entre 15.000 millones hasta 35.000 millones de Euros en el segundo semestre de 2012 si los bancos de inversión ejecuran dichas cláusulas.