El IVA y el IRPF para autónomos en 2014

noviembre 26th, 2013
dextermsk

Mayor presión fiscal y más control para autónomos y Pymes en 2014

Uno de los detalles por los que destacará el año 2014 para los autónomos es por el incremento de la presión fiscal unido a un mayor control por parte de la Agencia Tributaria sobre estos. Para ello se aplicarán diversas directivas en la ley del Emprendedor y las leyes tributarias y fiscales. Como resultado encontraremos que los autónomos deberán poseer conocimientos telemáticos para poder tributar, y además realizar ellos mismos las cargas de trabajo correspondientes de forma histórica a la Agencia Tributaria. Además, estos se encontrarán con mayor carga fiscal tal y como vemos a continuación.

Sube la carga fiscal en las cotizaciones entre un 2% y un 5%

A partir del 1 de Enero de 2014, se elevará un 2% la base mínima de cotización en el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA), hasta los 875,70 euros mensuales en contraste con el 1% que se aumentó en 2013. Además el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA) de la Seguridad Social la base máxima de cotización para 2014 subirá un 5% hasta llegar a la cantidad de 3.597 euros mensuales.

La primera medida afectará a más del 80% de los autónomos que actualmente se encuentran sujetos a este régimen de cotización. Este dato supone una mayor presión fiscal, pero además, destaca por el el bajo incremento que se espera en las pensiones para 2014 y que se estipula entre el cuarto de punto y el medio punto. La medida, no sólo perjudicaría al sector en la proporcionalidad, sino que estaría cargando un porcentaje extra en el esfuerzo contributivo de los autónomos.

IRPF e IVA para autónomosSe podrá variar las bases de cotización mes a mes

Como contrapunto de estas subidas, se ha recibido con mayor aceptación la medida que permitirá a los autónomos cambiar de régimen e cotización mes a mes, pudiendo pasar de la base máxima de cotización hasta la base mínima y viceversa siempre que se necesite, seindo efectivo este cambio a partir del día uno de cada mes en el que se solicite.

Los autónomos y Pymes podrán aplicar el criterio de caja en la gestión del IVA a partir de 2014

Otro punto a destacar y que será tremendamente beneficioso para autónomos y Pymes será que podrán aplicar el criterio de caja a la hora de pagar el IVA de sus facturas. Esto implica que podrán aplicar el IVA de sus facturas en el momento de cobrarlas, en lugar de en el momento de emitirlas (criterio de devengo), que era la medida que se usaba y usará hasta de 2013.

Esta ley afectará también a clientes y proveedores. Los clientes y proveedores deberán también aplicar este criterio de caja. En principio, el criterio de caja afectará tanto al pago como a la deducción. Dicho de otra forma: el proveedor que opte por el criterio de caja no ingresará el IVA hasta cobrar la factura y, su cliente, no podrá deducirse el IVA soportado hasta que no abone el importe de la operación.

Recurrir al criterio de caja será voluntario para aquellas empresas con un volumen de facturación que no supere los 2 millones de euros.

Los autónomos deberán hacer la declaración de IVA e IRPF online obligatoriamente

Otra medida que va encaminada a evitar el fraude fiscal y aligerar de carga el trabajo de la administración es la que obliga a los autónomos a presentar la declaración del Irpf y del IVA por medios telemáticos. Para ello la Agencia Tributaria pondrá en marcha la aplicación llamada PIN 24 Horas, una herramienta mediante la cual autónomos y profesionales habrán presentar por vía telemática todos sus impuestos, a excepción de la declaración de la renta. sin necesidad de poseer un certificado digital.

El autónomo sólo tendrá que acceder a la Sede Electrónica de la AEAT y obtener un código que permanecerá operativo durante 24 horas. Éste código se recibirá en el dispositivo móvil y, además, permitirá realizar todas las gestiones desde ordenadores, smartphones y tabletas.

Con esta medida, gran parte del trabajo burocrático pasará a los autónomos, para los únicos que es obligatorio dejando mayor capacidad de maniobra a las administraciones. Por otra parte, los ayuntamientos cuyo presupuesto pase de los 6000€ también podrán usar este método de presentación de IRPF e IVA.

Como se puede ver, hay medidas para todos los gustos, y si bien algunas aligeran la carga a los autónomos y Pymes, por otro lado el rendimiento de sus negocios decrece en beneficio del estado ligeramente con respecto al último año.

Leave a Reply